Interés General

El sexo en la era 2.0

En Bien Warrior debatieron y reflexionaron en torno a las nuevas formas de consumir sexo a través de internet. Entrá a la nota y revivilo.

El sexo en la era 2.0 - Radio Cantilo

lunes 26 Ago, 2019

En nuestro país, en el último tiempo, comenzó a crecer paulatinamente una tendencia que ya se afianzó en otros puntos del planeta: el sex cam. ¿En qué consiste? Básicamente lo que se hace es grabar contenido pornográfico o erótico, a través de diferentes páginas webs, en vivo. De acuerdo a lo que explicó Paula, el 40% de ese material proviene de Rumania. Las razones son tres: la belleza de las mujeres y su fluidez para hablar inglés, los altos índices de pobreza y la buena velocidad de internet. En aquel país, por tratarse de un trabajo regulado, también el Estado obtiene ganancias de esta actividad al quedarse con el 16% de las comisiones.

Colombia es el segundo país que más produce este tipo de contenidos. Y los motivos son, prácticamente, los mismos: la pobreza y las posibilidades de ingreso que esto significa. El Estado, frente a esta situación, decidió comenzar a regular el trabajo y cobrará un 11% de comisiones. En la Argentina, por su parte, es un negocio que está creciendo. Y se estima que las mujeres, aquí, pueden llegar a ganar hasta cien mil pesos: “Las agencias las manejan todos varones. El 80% de consumidores son varones y la mayoría de las trabajadoras son mujeres. Los negocios los manejan los varones. Si no trabajás en una agencia, lo hacés desde tu propia casa, sos tu propia jefa y elegís cuántas horas laburar”, contó Paula.

Pero, ¿qué sucede respecto al trabajo sexual? ¿Puede compararse? La gran diferencia está en que las personas que se dedican a esto no están en contacto con otras y, por lo tanto, no están en peligro. Por otra parte, lo que se hace es bajo el consentimiento y existe la posibilidad de bloquear a quienes excedan los límites impuestos. Además, la mayoría de las mujeres se autopercibe como modelo o como generadora de contenido pornográfico en la web.

“Es un escenario con otras reglas y que las tiene a ellas más empoderadas que nunca a la hora de ejercer su sexualidad y a la hora de vender y de trabajar. De hecho una de las cosas que me contaban era que ‘esto hace que yo me vuelva a conectar con mi erotismo desde un lugar distinto’. Acá hay una pantalla, te ves todo el tiempo, generás contenido que después lo vendés. Sos tu propia empresa pero a la vez sos un producto. Hay un debate interesante que no tiene una respuesta cerrada. A mí me parece que quien lo quiere hacer que lo haga, que hay que sacarle el tabú al sexo. Pero también hay que reflexionar estas cosas”, sostuvo Paula.

Dale play y escuchá de la mano de Bien Warrior más sobre este trabajo que gana terreno en nuestro país.

 

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...