Cine y TV

El documental que celebrará los 50 años de la llegada del hombre a la Luna y la respuesta de la NASA a los escépticos

El próximo 20 de julio National Geographic estrenará un film con archivos jamás vistos, que no para de recibir elogios. Además repasamos los diferentes motivos por los que la agencia espacial asegura que no fue un montaje.

El documental que celebrará los 50 años de la llegada del hombre a la Luna  y la respuesta de la NASA a los escépticos - Radio Cantilo

jueves 11 Jul, 2019

El 20 de julio de 1969 a las 20:17:40 el Apolo 11 alunizó tras cuatro días de viaje. La tripulación, conformada por Neil A. Armstrong de 38 años, Edwin E. Aldrin Jr., de 39 y Michael Collins, de 38 años, había partido del Cabo Kennedy el 16 de julio en lo que sería una misión histórica para la humanidad.

La operación fue seguida de cerca por la prensa que contó con más de 3.500 periodistas acreditados, acompañados por 36 cadenas de televisión de todo el mundo y unos 340 fotógrafos. Según estima la American Broadcasting Company, unas 500 millones de personas aproximadamente, siguieron de cerca los primeros pasos dados por Armstrong y lo que fueron las 31 horas de televisión en directo que se transmitieron en el día previo a la llegada de la nave a suelo lunar.

Por cuestiones políticas, lógicamente, la Unión Soviética y China fueron las únicas naciones que no transmitieron para sus habitantes este acontecimiento histórico. Cabe recordar que la “carrera espacial” había sido uno de los tantos conflictos que habían enfrentado a soviéticos y estadounidenses en años de la Guerra Fría.

A días de cumplirse 50 años de este evento histórico National Geographic se prepara para el estreno de “Apollo 11”, un documental dirigido por Todd Douglas Miller en el que se prometen contar todos los secretos de esta hito.

Para su realización Miller pidió permiso para explorar los archivos de la NASA y se encontró con más de 11 mil horas de material que debió adaptar a la calidad moderna, entre los que había 65 rollos de 70 milímetros que jamás se publicaron.

Las imágenes prometen ser espectaculares, ya que mediante la utilización de la tecnología moderna, se logró darle la mayor calidad de definición posible, que nos acercan de primera mano todo lo que pasó con esta misión y sus tripulantes.

 

¿QUÉ DIJO LA NASA?

El evento fue celebrado en todo el mundo por significar “un gran salto para la humanidad”, tal como Armstrong lo relataría segundos antes de bajar de la nave. De hecho, es considerado el único evento en la historia de la humanidad que logró unir a las personas de todo el planeta.

Sin embargo, a medida que fueron pasando los años, la credibilidad de la NASA comenzó a ser cuestionada por varias personas. Aquellos escépticos dirán que se trató de una farsa y, otros tanto, incluso abonan la teoría que se trató de una filmación en un estudio de cine a cargo de Stanley Kubrick, director de “El Resplandor”, entre tantos otros films.

Para muchos quedará siempre la duda de pensar si realmente es que se trata de una gran impostura, de la que todos preferimos creer, o si efectivamente el hombre (Estados Unidos y todo su aparato de propaganda) pisó suelo lunar alguna vez.

En los últimos años la NASA ha respondido a varios de los cuestionamientos que se le han hecho en relación a este tema, como por ejemplo explicar por qué no se volvió a viajar a la Luna. O al menos eso es lo que creíamos.

Lo cierto es que hubo otras misiones que lograron alunizar, como las Apollo 12, 14, 15, 16 y 17, en las que se estudió la región montañosa Fra Mauro, se exploró la zona de Rima Hadley, se colocaron subsatélites en órbita lunar, se estudió la formación Cayley en las cercanías del cráter Descartes con un “Rover Lunar” y el valle de Taurus-Littrow. En total 12 astronautas viajaron entre 1969 y 1972.

El motivo por el que no han regresado, según la agencia espacial, es sencillamente por el costo. Los 14 años de exploración de la Luna costaron más de 120 mil millones de dólares actuales y, al parecer, ya no hay mucho que investigar.

Hecha esta aclaración, entonces, queda preguntarnos por qué la bandera flamea si en la Luna no hay viento. Resulta que el asta de la misma estaba sujetada por dos varillas, una horizontal y otra vertical. Según han revelado, la horizontal era demasiado corta lo que provocó que la insignia estadounidense se arrugue al momento de colocarla. Por lo tanto, no sería que flamea sino que simplemente quedó ondulada.

Otra de las imágenes más cuestionadas por aquellos que niegan este suceso es la fotografía de la pisada de Neil Armstrong. ¿Por qué luego de tanto tiempo aún se mantiene intacta? Al parecer la respuesta es más sencilla de lo que pensábamos: al no haber atmósfera no hay efectos adversos en el clima, como pueden ser los fuertes vientos o tormentas. Por lo tanto, no hay nada que pueda afectarla.

Por último, otro de los grandes interrogantes acerca de la llegada del hombre a la Luna es por qué no aparecen estrellas en las fotografías que hemos visto. Según se explicó es por el mismo motivo por el que cuando tomás tu Smartphone para fotografiar el cielo tampoco se ven. Al no haber atmósfera, no hay dispersión de luz y, en consecuencia, tampoco una bóveda celeste. Si el cielo está oscuro, por más que en realidad sea de día, la luz de las estrellas está por debajo de su valor de exposición que define la luz del sol.

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...