Novedades

Ayelén Oliva analizó el escenario global en medio de la pandemia

En diálogo con el Gallo Bluguermann, hablaron de la situación regional y global frente a la expansión del coronavirus en todo el mundo.

Ayelén Oliva analizó el escenario global en medio de la pandemia - Radio Cantilo

miércoles 25 Mar, 2020

Las medidas de Brasil y Estados Unidos para enfrentar la creciente expansión del coronavirus han dado que hablar en todo el mundo porque decidieron ir a contramano del resto de los países, que tomaron una serie de precauciones  para frenar la pandemia. “La amenaza de todo esto es que si alguno actúa de manera unilateral, puede perjudicar al resto del planeta. Entonces estamos tratando de descifrar para dónde van a ir porque nos puede repercutir”, explicó Ayelén Oliva.

 

Gallo Bluguermann: Vengo escuchando mucho debate sobre lo que hace Estados Unidos, mucha mirada puesta en Italia y en España.  Pero poco se menciona a Brasil, que en el caso que se desate la cantidad de contagios es peligroso para nosotros porque están al lado.

Ayelén Oliva: Yo creo que Bolsonaro lo hace por una cuestión económica. Claramente lo que estamos viendo es que estos líderes que tienen la faceta conservadora autoritaria y en lo económico llevan el libre mercado a su máxima expresión, entre esos dos elementos que componen su liderazgo están priorizando el libre mercado. Están teniendo muchos reparos en tomar decisiones que van en contra de las libertades individuales, que a la hora de aplicarlas lo están haciendo los gobiernos liberales como el de Macron en Francia o progresistas como Pedro Sánchez en España y el gobierno argentino acá. Estamos viendo un reacomodamiento donde los casilleros tradicionales que teníamos para etiquetar a los políticos se salen de su corset y hay que empezar a pensar nuevas categorías para ver cómo entendemos a estos líderes que están expuestos a situaciones atípicas.

GB: Trump maneja esas dos facetas: una es la que estabas mencionando, de no cerrar la economía y privilegiar una economía funcionando que la salud de mucha gente. Pero por el otro lado también hace algo inédito que es repartir plata desde el gobierno y aprobar un paquete de ayuda. Parece hasta contradictorio.

AO: Igualmente estamos viendo un cambio progresivo, que todavía no llegó a Bolsonaro pero puede pasar, que lo estamos viendo con López Obrador en México y Boris Johnson en Reino Unido: tratan de instalar esta posición más negacionista, tratando de negar los efectos que pueda llegar a tener el coronavirus sobre le economía y la sociedad hasta el punto que pueden.  Y después empiezan a revertir progresivamente porque se dan cuenta que es insostenible. Lo vemos con esta política que tomó la administración Trump, con apoyo de los demócratas en el Congreso y apoyo de los republicanos. Empiezan a aparecer las presiones internas. Si hay tanto descontento en la sociedad, tanto rechazo a las medidas, vas a tener problemas y vas a tener que empezar a ceder un poco. Para nosotros es raro porque en Argentina no está pasando en absoluto, estamos viendo un consenso total entre oficialismo y oposición, entre Gobierno Nacional, gobiernos provinciales y los municipios, que es realmente sorprendente y más para la tradición política argentina. Pero hay otros casos donde realmente están quedando en evidencia las tensiones políticas internas. Los vemos en Estados Unidos y en el caso de Brasil. Ayer nueve estados de Brasil sacaron una carta dirigida a la Embajada de China pidiéndole ayuda, algo que muestra una descoordinación total entre lo que es una política federal y lo que es los gobiernos locales. En Colombia pasa algo similar. Hay un escenario que pone en evidencia las tensiones políticas y la descoordinación total. Y la falta también de legitimidad que encuentran ciertos gobiernos a la hora de bajar ciertas políticas públicas.

 

GB: ¿Vos creés que esa descoordinación va a tener después costo político e inmediato?

AO: Sí, e inmediato te diría en las elecciones por ejemplo en Estados unidos. La preocupación de Trump es que no quiere parar la economía porque tiene elecciones en noviembre si todo sigue bien. Tiene que evaluar cuál va a ser el costo. Todo esto es algo que no esperaba en absoluto. No sé cómo está repercutiendo esto en su electorado. El gobernador de Texas, republicano y de más de 65 años, dijo “si nos tenemos que inmolar los mayores de 65 para que nuestros nietos vivan, porque los efectos económicos pueden ser más letales que los efectos del coronavirus para la sociedad, lo vamos a hacer”. Por ahí el de Trump es un discurso menos ruidoso, pero encuentra su correlato.

 

GB: El discurso ese en un punto es también la cumbre del individualismo norteamericano.

AO: Igual hay un debate que es legítimo acerca de qué efectos económicos va a tener esto. No solo en la economía en términos grandilocuentes. Si no hay una política de Estado, un Estado benefactor, un Estado que aplique buenas políticas de despidos, que inyecte dinero en la economía, es un debate serio. ¿Cuántos van a quedar afuera del sistema? Uno piensa en los efectos que va a tener en las grandes empresas, pero también hay que gente que va a quedar afuera de todo. También hay que evaluarlo. Porque si estamos hablando de Estados donde el Estado no está presente, ¿qué pasa? Cuando pase esto, ¿qué va a pasar? De toda la gente que quede afuera, ¿quién se va a ocupar? Es un debate que me genera curiosidad. Seguramente van a crecer los índices de pobreza en los países con más desigualdad y la región más desigual del planeta es América Latina, entonces esto nos va a afectar directamente. ¿Qué va a pasar en aquellos Estados donde no haya ningún tipo de protección social?

Escuchá el diálogo completo sobre el nuevo escenario político y económico que va armándose en torno a los efectos de la pandemia. Dale play:

 

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...