Interés General

Terapias alteradas: Richard Matheson y “Pesadilla a 20 mil pies”

Uno de los escritores más valorados del mundo pasó por el aire de Una Clínica de Todo en el relato y la voz de Facundo Patronelli

Terapias alteradas: Richard Matheson y “Pesadilla a 20 mil pies” - Radio Cantilo

lunes 16 Sep, 2019

Matheson se inició en la literatura publicando sus cuentos en el periódico Brooklyn Eagle. Ya en California, comenzó a escribir relatos de fantasía, terror y ciencia ficción, publicados desde 1950 por la revista The Magazine of Fantasy and Science Fiction. Su primer cuento publicado Nacido de Hombre y Mujer lo hizo inmediatamente famoso.

En 1954 apareció su ya clásica novela Soy leyenda, una original historia en la que el mundo sufre una pandemia de vampirismo y un solo hombre debe enfrentarse a ella. En 1957 adaptó para el cine su novela El hombre menguante, de lo que resultó una película de culto, The Incredible Shrinking Man.

También se destacó como guionista de varios capítulos de la serie televisiva La Dimensión Desconocida (Twilight Zone) y de la película de Steven Spielberg, Duel basada en un relato suyo.

Pesadilla a 20.000 pies y otros relatos insólitos y terroríficos reúne los mejores cuentos de terror de Richard Matheson (algunos de ellos convertidos en episodios de la serie televisiva de culto The Twilight Zone, emitida en los sesenta) creado por uno de los grandes, como Lovecraft, Howard, Bloch o Blackwood.

Se lo considera un verdadero renovador del género, mezclando el terror clásico con elementos de ficción especulativa. Matheson ha escrito algunas obras fundamentales de la moderna literatura fantástica, como Soy leyenda (1954) o El hombre menguante (1956). Para Ray Bradbury, Matheson es uno de los escritores más importantes del siglo XX, y Stephen King, al que dedica el volumen, le considera su maestro: “Cuando la gente habla del género de terror, supongo que mi nombre es lo primero que menciona, pero sin Richard Matheson yo no estaría aquí”.

Matheson saltó a la fama en 1954 por Soy Leyenda, una novela de no más de doscientas páginas y que haría dos cosas que ahora nos parecen comunes: situar a los vampiros en entornos urbanos contemporáneos, (años antes que King y su Salem’s Lot) y crear una sociedad postapocalíptica con reglas. Soy leyenda, a sesenta años de su publicación sigue tan fresca como la primera vez que vio la luz.

Tratar de encasillar a Matheson como un autor de fantasía o de ciencia ficción o de terror, es dejar romas las puntas de sus historias, que siempre iban más allá de querer sorprender al lector. Lo que buscaba, supongo, era mirar con ironía y espíritu crítico a lo que se enfrentaba.

Dale Play al relato y los detalles sobre el cuento y el trabajo del escritor, de la mano de Faundo Patronelli.

 

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...