Interés General

Tendencia Roomie: ¿moda o necesidad?

Ser joven, asalariado y vivir solo no aparece entre las opciones más usadas por los chicos modernos del mundo. Enterate todo sobre una tendencia que va creciendo en Buenos Aires y ya es un hecho en México o Europa.

Tendencia Roomie: ¿moda o necesidad? - Radio Cantilo

martes 14 May, 2019

Cuando tenga 18 me voy a ir a vivir solo a mi propio departamento”. ¿Quién no le anunció eso a sus padres como grito de libertad a los 14 o 15 años? Cuando ser joven y moderno se asocia al éxito económico o a cierto tipo de acceso, el impacto con la verdadera vida adulta es más decepcionante. Un término acogido en muchas ciudades del mundo es el de “roomies” (compañeros de cuarto); se trata de nuevas modalidades de convivencia, en donde dos o más personas (que pueden tener o no un vínculo previo), alquilan un departamento para vivir juntas. Hay diversos arreglos, como el inquilino que pone en alquiler específicamente habitaciones vacías, o el que busca un acuerdo que probablemente sea a largo plazo y con gastos compartidos por igual.

A medida que los ingresos promedio para las personas de entre 18 y 35 años alejan la zanahoria de la vida en solitario, y que las demandas habitacionales exceden a la capacidad demográfica, en muchas ciudades del mundo la movida roomie es una de las opciones más viables para irse de la casa de mamá.

En México son bien cuates

En el país de los tacos y picantes la tendencia roomie es estadísticamente la opción más elegida. Según Catalina Undurraga, Country Manager para México de Roomgo, “cerca de la mitad (48.5%) de las personas que comparten departamento son adultos jóvenes de 25 a 34 años”. Además, indicó que alrededor del país las casas tienen en promedio tres cuartos, de los cuales entre uno y dos están disponibles para alquilar. En esa línea, la mayoría vive con sólo un compañero (37%) o con dos personas (32%). En menor medida, comparten con tres personas (14%), entre cuatro (7%) o hasta cinco (3%). Si bien son muchos los que deciden vivir con otras personas por cuestiones que trascienden el hecho de abaratar los costos (como tener compañía o sentirse “en familia”), la convivencia entre jóvenes tiene un lado B que no suele tenerse en cuenta. Durante el 2018, Vice en español realizó un ciclo de episodios llamados “Roomies” donde muestran la vida y convivencia de distintos compañeros de casa en México. Cada episodio nos lleva al trasfondo de la edulcorada idea de vivir en banda: hay que lavar los platos, respetar pactos de convivencia, pagar el gas y lograr dormir mientras tu compañero está de fiesta o tocando la batería.

The Big Apple is very expensive

New York es el sueño de todo joven norteamericano (o extranjero) que quiere vivir la magia de la ciudad que, según Sinatra, nunca duerme. Sin embargo, la gran manzana se achica. Los últimos datos oficiales reflejan que la población se redujo en 39.500 habitantes en 2018, dato que se suma a una contracción similar en 2017. La disponibilidad de vivienda, según un estudio del Furman Center de la Universidad de Nueva York, es bastante compleja: “Los precios y los alquileres subieron dramáticamente, y el suministro de vivienda no es suficiente para responder a las necesidades de la ciudad“.

Max Jurado tiene 27 años, nació en Mar del Plata y desde 2017 vive en Manhattan. Su aventura comenzó como una estadía programada de seis meses para estudiar batería en una escuela de arte, que lo llevó a quedarse otros seis meses, y finalmente a tomar la decisión de establecerse de manera permanente: “Yo alquilo una habitación privada por 656 USD. Se suele alquilar una habitación, o compartir un departamento, pero ronda en los 2500 o 3000 USD. Lo que se estila es alquilar un piso y ponerlo en alquiler para roommates. No se comparte nada, es bastante fría la idiosincrasia. Así funciona acá“.

 Londres no es la excepción

Los datos o políticas de planificación y ayuda a jóvenes tampoco son una medalla a colgar en ciudades europeas. En Londres, según el Consejo de la Juventud, apenas el 19% de las personas menores a 26 años logra vivir solo, y en general, el 11% de los europeos gasta la mitad de su salario en pagar el alquiler. En los portales ingleses podés encontrar las más insólitas ofertas: consultorios médicos, containers, barcos, livings convertidos en habitaciones o terrazas techadas. Al parecer, hasta encontrar una habitación confortable en Londres puede ser considerada una carrera de obstáculos.

Buenos Aires se suma a la tendencia

Si te dan a elegir por el mismo costo vivir un monoambiente minúsculo, o en una casa de 80 metros y balcón gigante con habitación privada y otras dos personas, ¿qué elegís?

En una ciudad donde las opciones aparecían en pensiones o casas de estudiantes, muchos jóvenes comenzaron a vivir en comunidad o como roomies. El aumento anual de un 36% en los alquileres tiene directa relación con la idea de buscar conocidos, amigos, o amigos de amigos para compartir vivienda. Según Mario Gómez, directivo del Colegio Profesional Inmobiliario de la Ciudad, dos de cada diez alquileres se dan bajo esta modalidad.

Si sos un reciente roomie o estás a pasitos de serlo, esperamos no haberte desalentado. Ahora quizás puedas vivirlo con más realismo y hagas mejor la elección del departamento y acompañantes. Con voluntad y reglas de juego claras,  esta alternativa puede ayudarte a independizarte, o a experimentar en distintas ciudades del mundo sin endeudarte y sin pasarla mal.

 

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...