Interés General

3rd Track: el power trío de la Patagonia

3rd Track es un power trío originario de Viedma, Río Negro, que se para en el escenario y muestra su potencia musical. En Ciudad Despierta, dejó inaugurado un nuevo segmento: Rock de Adentro.

3rd Track: el power trío de la Patagonia - Radio Cantilo

viernes 26 Jul, 2019

La amistad entre Leandro Isaac, Didi Gauna y Guillermo Sancho viene de lejos. En espacio y tiempo, por ser casi mil kilómetros los que separan a La Plata de Viedma (Río Negro), y por conocerse desde hace más de 20 años y haber soñado lo mismo esa tarde de 2012, cuando nació 3rd Track.

Por entonces, eran tres muchachos con ganas de hacer música, y poco les importó tener que adaptarse al establishment musical de “lo que la gente escucha”. Cada uno venía de un proyecto distinto, pero con una vibra que podía fusionarse, y en cuestión de horas se sentaron a componer.

Hoy 3rd Track es un power trío que se para en el escenario y muestra su potencia. Arrastra seguidores de la primera hora, y al mismo tiempo recorre la ruta y cruza dos fronteras: las de su propia provincia, y las de un género musical, que, aseguran, no está encasillado.

Es la noche del lunes y en Viedma el termómetro acusa 4 grados sobre cero. El traspaso de fronteras se da con los primeros acordes de “Super Natural”, del disco Como un rastro (2017), que suenan en el segmento Rock de Adentro de Ciudad Despierta.

El Turco Isaac no se deja amedrentar por el frío. Atiende el llamado y es feliz conectándose otra vez con la música a través de la charla. Recuerda viajes hacia el sur más profundo donde vivió 17 grados bajo cero, pero sabe que ninguna temperatura puede apagar la energía de la banda.

“Esta música tiene cosas de hard core, tiene cosas de pop… Surgió con la idea de tocar lo que nos gusta y eso ya es ir en contra del sistema. Lo que hacemos no es todo lo que más se escucha. La banda tiene la energía de hacer todo en vivo, y eso en los tiempos que corren ya es raro”, explica el Turco Isaac, a cargo de la batería, la percusión y los coros.

Cuentan los viedmenses que su padre, también baterista, decidió un día darle algo para tocar antes de que el inquieto e incipiente músico de cortos años le destruyera todo. Más tarde vendrían las influencias de Gene Krupa, Sandy Nelson, o de Pérez Prado, las largas horas en ensayos y en escenarios, y la viva necesidad de componer y de tocar.

La música se hace desde el alma, no se puede hacer si no tenés alma. Hacemos rock desde ahí, y ahí está la diferencia. Puede tardar más o tardar menos, pero tiene que llegar“, dice Isaac.

¿El reconocimiento? Isaac habla de sólo un tipo de reconocimiento: “Llegar a un lugar y estar tocando y que alguien te cante tu tema… es todo. Con eso, a mí se me llena el alma. Escuchar el aplauso de la gente… No hay plata que te lo pague”.

Los escollos en el camino del artista surgen en la tierra que sea, con matices y diferencias que en el caso de los viedmenses nunca pesaron tanto como para llegar al desaliento. Ellos saben que no son tiempos fáciles para emprender viajes, grabar o hacer presentaciones en vivo. “Pero estamos en momento de componer y de resistir, como dicen ustedes”, nos hace el guiño.

“En toda ciudad tenés tus complicaciones, en La Plata hay multiplicidad de bandas con millones de estilos distintos, y un público que consume una música determinada. El tema es subsistir, si estás y te mantenés en el tiempo creo que algo bueno tiene que salir, y más cuando se hace desde el corazón”, asegura Isaac.

Didi Gauna es el bajista de 3rd Track y el único foráneo del trío. También era niño cuando tocó su primera guitarra, y un profesional de la música cuando en los años 80 tocaba junto a grandes artistas, y compartía presentaciones con Sumo, Todos tus Muertos, Soda Stereo y Virus. Años después, se radicaría en Viedma y seguiría llevando el sonido de su bajo a la Comarca.

El tercero del power trío, Willy Sancho, es otro viedmense y estudioso de la guitarra desde sus años jóvenes, que formó parte de distintas bandas de rock, metal y otros géneros, y hoy completa 3rd track con la guitarra y coros.

La banda hoy se encuentra componiendo un tercer trabajo que, posiblemente, sea grabado en City Bell, en el “Estudio Picante” que fue testigo de la grabación de su segundo álbum.

Leandro cuenta que la idea clara que tuvieron al iniciar ese disco fue la de “hagamos algo distinto”. “Es un disco de música, no de rock, y es para todos los gustos. Hay un típico rock nacional que tiene un matiz musical que hace que a veces no se diferencia tanto un tema de otro, pero buscamos salir de ahí. Si tocás y te aburrís es trabajo de oficina, y para laburo de oficina, ya cada uno lo tenemos. Nosotros disfrutamos tocando, de hacer nuestros temas y de exponerlos al público. Tal vez elegimos el camino más largo, más del interior, pero es que claramente uno llega a ser masivo con plata, y no es lo que nos interesa a nosotros”, sostiene.

La consolidación musical del trío, precisamente, llegó con ese disco, donde se ve un sonido más cuidado y rockero, pero también distintas tendencias.

Ya por entonces participaban de festivales provinciales y nacionales con bandas de renombre internacional, y les podían pasar cosas como ser la banda soporte de Axel, en la Fiesta de la Confluencia en Neuquén, en 2016, y reírse años de la anécdota.  “La Fiesta de la Confluencia es la más grande de la Patagonia, y ahí nos llamaron… pero para ser soportes de Axel, la luna y Júpiter. Había 90 mil personas, que claramente habían ido a verlo a Axel, no a nosotros, y ahí subimos estos tres energúmenos con una energía total… Fue un delirio”, cuenta entre risas.

Otro logro de Como un rastro, “No me robes”, suena en el aire de Ciudad Despierta, pero lleva la presentación del Turco, que promete andar por tierras platenses para la grabación del tercer trabajo, y acercarse a tocar a Radio Cantilo. Mientras, un nutrido público viedmense está del otro lado, escuchando por streaming y alentando a los músicos. Esas cosas que, dice Isaac, en verdad llenan el alma. 

 

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...