Entrevistas

Paco Ayala: “Molotov está en constante movimiento y nos alimentamos de eso para seguir creando”

El bajista de la banda y el baterista, Randy Ebright, hablaron con el Gallo acerca de la actualidad del grupo, sus nuevas canciones y los shows que darán en Argentina entre septiembre y octubre de este año.

Paco Ayala: “Molotov está en constante movimiento y nos alimentamos de eso para seguir creando” - Radio Cantilo

martes 20 Ago, 2019

 

Mientras continúan con su gira por tierras estadounidenses, los miembros de Molotov atendieron el teléfono para brindar algunos detalles acerca de sus presentaciones en Argentina el 12 de septiembre en Rosario (La Sala de las Artes, Suipacha Bis 98), el 14 en Museum Live (Perú 535, CABA), y el 3 de octubre en La Plata (Teatro Sala Ópera, 58 entre 10 y 11).

Randy Ebright, baterista del grupo de origen estadounidense y nacionalizado mexicano, analizó la situación de los Estados Unidos y criticó duramente al actual presidente Donald Trump.

Randy Ebright

La frase famosa que estamos tan lejos del cielo y tan cerca de Estados Unidos, hoy día se siente así. Cuando Donald Trump se postuló fue cuando me dieron nacionalidad Mexicana. Para mí, cualquier persona que despierta una mañana y decide postularse, sin importar su discurso o partido, es un maniático. Soy mexicano, llevo 27 años viviendo acá, mis hijas son mexicanos. Nada más me faltaba el papelito y ya”, dice.

Acerca de ¿Dónde jugarán las niñas? (1997), disco que significó el quiebre en la carrera y vida del grupo ya que los catapultó hacia el estrellato mundial, explica que “tenía 18 años entonces, fue salir de la casa de mis jefes a los 17 y a los 18 estaba en un estudio de grabación con Gustavo Santaolalla. No creía que el disco terminase funcionando como lo hizo, tenía la esperanza que durara un poco más el año sabático que me había tomado antes de entrar a la universidad, y ya ves que 22 años después todavía no fui (risas)”.

Paco Ayala reflexiona acerca de esa etapa en la que considera que “vivía la realidad de cualquier chico que le gusta la música: ensayar con mis amigos, empiezas a tocar con tus primeras bandas y de repente te ves en un estudio profesional con titanes de la música haciendo tu propio disco, es como una realidad alterna que te demanda mucha entrega también”.

 

Me sacaron de una realidad que era la de cualquier chico de mi edad para catapultarme al mundo del rock, a cosas que aun hoy me parecen increíbles como vivir de esto, seguir de gira, poder seguir trabajando con tantos músicos, digamos que me abrió paso a una realidad alterna mucho mejor de la que estábamos viviendo”, añade.

El éxito que llegó con esta producción discográfica significó un cambio rotundo en la vida de estos músicos, aunque reconocen que lograr el impacto que tuvieron no fue algo premeditado.

“La verdad nunca sentimos así, siempre hicimos canciones para divertirnos, mucha burla o joda. Nunca lo tomamos tan enserio, hicimos canciones que nos gustaban y afortunadamente al final resultó que le gustaron a mucha gente”, dice Ayala.

Y agrega: “me di cuenta que estaba explotando cuando ya solo dormía un mes al año en mi casa, yendo de gira a países que no conocíamos, firmando contratos. La vida que cualquier músico de rock se pudiera imaginar, de repente la estábamos viviendo en la salida de nuestra adolescencia. Nos marcó y nos hace ser los adultos que hoy somos”.

Durante los últimos años el contenido de las canciones de Molotov estuvo en foco de la prensa por su gran cuota de humor, sarcasmo y en algunos casos hasta ofensas. A más de 20 años de la salida de aquél disco, la banda no considera la posibilidad de dejar de tocar ciertas canciones por sus letras.

“Creo que al menos con nosotros no es una cosa que nos preocupe o que nos tiremos al piso. Desde que surgió la banda sufrimos ataques de los medios más conservadores, asociaciones católicas o no gubernamentales que nos tiraban de todo. En años recientes hemos vivido en España y Estados Unidos boicots por parte de gente de la comunidad gay y trans, pero a través de todos estos años si no se han dado cuenta de lo boluda que es esta banda es porque los boludos son los otros”, afirma Ayala.

A su vez agrega que “jamás nos arrepentimos de hacer ‘Puto’. Si te fijas en el caso de Rubén Albarrán, cantante de Café Tacvba y gran amigo nuestro, en el que se preguntaban por qué dejó de tocar “Ingrata”. La prensa le dijo de todo y él respondió que esa canción la hizo cuando no tenía ni 20 años, el mundo era otro y si le hablas de ella hoy, 30 años después, es otra persona con otros valores. Y comparto 100 por ciento con él, somos otras personas”.

Una persona no es la misma a sus 18 que a los 47, recorriste muchos kilómetros, tienes otra forma de pensar y el no ser un pelotudo te permite golpear al pasado sin ningún tipo de remordimientos por haber escrito o haber hecho lo que hiciste”, analiza.

Finalmente concluye, “seguimos manejando la misma línea de humor, de joda, nunca termina mucho menos de gira. Molotov es una banda que está en constante movimiento y nos alimentamos de eso mismo para seguir creando. Tenemos el plan de grabar nuevas canciones en febrero o marzo, temas inéditos. Nunca vamos a ser una banda normal, pero se hace lo que se puede”.

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...