Entrevistas

Llega una nueva edición de La Noche de las Birrerías

Pablo Mileo, uno de sus organizadores, contó los detalles en "Anochece Ferpecto".

Llega una nueva edición de La Noche de las Birrerías - Radio Cantilo

martes 05 Nov, 2019

 

Cristian Hendriksen: ¿Cómo funciona “La Noche de las Birrerías”?

Pablo Mileo: Nosotros proponemos un mapa de zonas, a la Ciudad de Buenos Aires la dividimos en 13. Dentro de las zonas, que son los barrios, hay bares que están adheridos al recorrido. Cada uno tiene una propuesta artística distinta, que puede tener karaoke, un muralista en vivo o tarot. Es muy variada la propuesta de cosas que suceden. Se sacan pintas adelantadas con descuento, salen $100 y así sale más barato. Fijamos un precio único para que se decida por la propuesta y no por el bolsillo.

 

Marcelo Villano: ¿Es verdad que buscan la democratización de la cerveza? 

PM: Hoy por hoy el mercado de cerveza artesanal ocupa el 3% de la cantidad de cerveza que se consume en el país. Si bien es algo que está creciendo un montón, la realidad es que todavía hay un montón de gente que no la conoce. Entonces este evento busca tender un puente, con un precio relativamente popular vas a poder probar cervezas increíbles, premiadas. 

MV: ¿Cuánto creció la industria al día de la fecha?

PM: Nosotros como evento crecimos un montón. Pasamos de hacerlo con cuatro bares hace dos años a 100, se estima que van a ser más de 20 mil personas dando vuelta por la ciudad. Después registramos un montón de barrios cerveceros como Villa Urquiza, antes para tomar una buena birra tenías que irte sí o sí a Palermo. Así descentralizamos. Y el recorrido está hecho para hacer a pie.

 

CH: ¿Está más concentrado el consumo en las grandes ciudades?

PM: Creo que es como La Noche de los Museos. No vas al museo en todo el año y ese día sí. Con esto de las birras pasa eso. Hay un público birrero, obvio. Pero al mismo tiempo es un público muy curioso. Cuando explotó el boom de la cerveza artesanal nadie sabía qué era y las fábricas no tenían el mismo nivel que ahora. Y el paladar de la gente está mucho más exigente. 

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...