Entrevistas

La muerte y la trascendencia, según Pedro Aznar

En una charla exclusiva en el primer programa de Una Clínica de Todo, Flavia Pittella y el artista hablaron de la vida, la muerte y las creencias alrededor. Además, Pedro eligió su música de funeral, estrenando la sección del programa. No te pierdas este maravilloso rato de radio.

La muerte y la trascendencia, según Pedro Aznar - Radio Cantilo

miércoles 13 Mar, 2019

Flavia Pittella: En varias de tus biografías vos te definís como budista. Para vos la muerte tiene un sentido bastante distinto al occidental medio. ¿Cuál es tu relación con la muerte?

Pedro Aznar: Creo un poco en la reencarnación. No sé si como creen los budistas tibetanos. En que se reencarna tu energía tal cual es. Yo no sé. No estoy muy seguro de eso. Me gusta más la metáfora que dice que nuestras almas son como gotas de agua que en determinado momento vuelven al océano y no se desvanecen. Y lo que son, vuelve a formar parte de ese mar. Me gusta esa metáfora. No creo que volvamos de la misma manera.

FP: ¿El arte es una forma de trascendencia?

PA: Yo creo que sí. Es una herramienta, no sé si para escaparle un poco a la garra de la muerte, esa frontera innegociable, y dura, pero es como un pequeño intento. No sé si es vano o no, pero es un intento. A la hora de morirse uno debe sentir la vanidad en el sentido de soberbia, y banalidad de lo en vano. Cuando te vas, te vas. Y si te toca irte hay que ver cómo lo manejas. Hay un verso de Joni Mitchell que dice “yo acá estoy, haciendo un garabato de papeles, intentando un cachito de inmortalidad”. Cuando es un llamado personal, que lo necesitas hacer, es motivo suficiente. Después si eso te va a representar un poquito de inmortalidad, será a tu nombre. No somos lo que hacemos, vamos mucho más allá. Si te recuerdan por lo que hacés es una forma muy bonita, pero no es lo más importante. No creo que es lo más importante.

FP: ¿Qué es lo más importante?

PA: Yo creo que lo más importante es el amor que dimos.

 

 

Facundo: Hace unos años hiciste una versión de “God only Knows”

PA: Es una canción que está en un disco que quiero muchísimo de Brian Wilson, que hizo como un “doblar la apuesta”, dejar un legado. Época en donde los Beatles estaban dejando un legado muy fuerte en el pop y ellos quisieron hacer algo más, e incluso después The Beatles dijeron que los Beach Boys habían dejado la vara muy alta. Brian después de todo eso vivió una crisis de nervios muy fuerte. Creo que vivió con mucho desencanto el ver cómo el mundo se derretía por Sgt. Peppers y él veía cómo su gran obra quedaba eclipsada.  Eso me dio una pena por él y me impactó profundamente re-escuchar esa música sabiendo lo que había pasado. Esa canción es una performance vocal maravillosa y una canción preciosa por donde la mires.

FP: Los hijos de García Márquez vendieron los derechos a Netflix para hacer Cien años de soledad, y García Márquez había dicho en vida que no quería esa obra en televisión y que era muy importante que respeten la obra de alguien que murió. ¿Vos qué querés hacer con tu maravillosa obra?

PA: Esto que acabo de hacer que se llamó Resonancia, que es la gira y reedición de todo mi material solista con la edición de libro que viene en esa misma caja, un poco apunta a una suerte de re ordenamiento y a una puesta en valor de la obra, con una mirada hecha por mí mismo de todo ese tiempo que pasó, a juntar todos esos momentos y contarlo desde mi mismo.

 

FP: Para que quede un registro de tu propia mirada sobre tu obra

PA: Exactamente. Es como hubiera soñado que alguien recopilara mi obra y la presentara. Y bueno, quién mejor que yo mismo, que me siente a escribir y cuente todo este relato, estos discos y cuente qué me pasó en cada disco. Lo que haga de acá en más algún otro deberá encargarse. Pero es una especie de antecedente.

 

FP: Incursionás en varias ramas del arte. La fotografía es algo que te fascina y otra gran pasión ha sido la inteligencia artificial. ¡Hablemos de la inteligencia artificial! Si a los robot no los desenchufás, no mueren.

 

PA: Presentan la misma pregunta. Que es la pregunta sobre la conciencia, lo que nos anima a nosotros. Donde radica la conciencia de nosotros mismos. Qué pasa cuando el cuerpo se muere, si eso va a otro lugar, y qué pasaría si crearamos una conciencia que no se muera nunca ¡O qué pasaría si nosotros no nos muriéramos nunca! Hoy se baraja de manera concreta, pensando en que en 30 años se pueda extender el rango de la vida humana a 300, 400 años. Hablan de vivir indefinidamente. No hablan de inmortalidad, pero sí de vivir indefinidamente. Y cuán distinto sería todo si nosotros pudiéramos decidir desde nuestra voluntad si seguir viviendo o no.

Hoy estamos a merced de que el tiempo decida cuándo se termina. Metafóricamente el tiempo dice “bueno, ya”. Qué pasaría si nosotros pudiéramos decir “no, pará, me quedo un rato más porque me gusta estar acá”. Hace un rato nos reíamos porque una amiga chilena (los chilenos dicen “me carga” cuando les molesta profundamente algo”) dice “me carga morirme”. (risas).

 

FP: ¿A vos te carga morirte?

PA: En un punto sí. Si me dieran un formulario para llenarlo, en el cual dijera “¿le gustaría decidir cuándo se va?”, yo tildaría el casillero. Yo creo que ese casillero muchísima gente lo tildaría.Pero hay otro más problemático: si dijera “tilde acá si quiere vivir para siempre”, ahí creo que más de uno diríamos: “pará, pará, dejame pensarlo un poco. No sé, eh”.

Hoy estamos a merced de que el tiempo decida cuándo se termina
 

FP: Estrenamos sección y elegimos música de funeral. ¿Qué canción elegiste como tú música de funeral?

 

PA: Elegí una canción mía compuesta a dúo con Andrés. Y la elegí no por autorreferencial, sino porque la escribí como quien escribe un mensaje que va a tirar en una botella al mar. La escribí porque cuando pase es con lo que me gustaría que se queden. Está en mi disco Quebrado, bajo la sombra de la pérdida, principalmente bajo la sombra de la muerte de mi padre y que creo que hasta que a uno no le pasa no se la puede imaginar. Hay algo muy hondo, muy único y te toca muy profundo. Es algo que sacude tus cimientos.

No te pierdas la entrevista completa con Pedro, en el debut de Una Clínica de Todo y prendé la radio todos los martes a las 22, en Radio Cantilo.

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...