Cine y TV

Antiestreno: Rocky IV

Reviví un nuevo clásico del cine de la mano de Disco Infierno.

Antiestreno: Rocky IV - Radio Cantilo

martes 22 Oct, 2019

En 1985 llegó a los cines de todo el mundo la cuarta entrega de la saga Rocky que fue, además, la más exitosa de todas. Al igual que en las cintas que la precedieron, el guion estuvo a cargo del hombre detrás de la idea millonaria: Sylvester Stallone. En esta ocasión, como sucedió en muchas de las producciones hollywoodenses de la época, el trasfondo principal tenía a la Guerra Fría como protagonista, ya que la pelea era entre el boxeador norteamericano y el ruso Ivan Drago, uno de los antagonistas más recordados de la historia del cine.

Para darle más realismo a lo que acontecía, muchas de las escenas de la pelea entre Ivan Drago y Rocky fueron expresamente pedidas por Sly para que fueran con golpes de verdad. Una noche, después de la filmación, a Sylvester Stallone lo tuvieron que internar de urgencia porque una piña en el pecho que le pegó Dolph Lundren le produjo una hinchazón cardíaca, la presión se fue a más de 200 y le costaba respirar. Tras cuatro días recién pudieron volver a filmar. Por este motivo, Carl Weathers, alias Apollo, después de la grabación de una de las escenas, le dijo a su agente que renunciaba y que no iba a filmar la película porque Lundgren era un violento. Stallone charló con ambos y logró convencerlos de que la cosa así no le iba a salir bien a nadie.

Quizás te interese

Antiestreno: Top Gun

Algún tiempo después, Sylvester Stallone afirmó que Lundgren podría tranquilamente ser boxeador de peso pesado, sin dudas. Fueron ocho mil los hombres que hicieron el casting para ser Ivan Drago. En un comienzo, el director del casting rechazó a Dolph Lundren, porque era demasiado más alto que Stallone. Pero el actor logró mandarle unas fotos por privado a Stallone, que le encantaron y él le dio el visto bueno para que estuviera a su lado en la filmación.

Dale play y conocé más detalles detrás de una de las películas más legendarias del cine de la mano de Disco Infierno.

 

Publicidad

LEETE TAMBIÉN...